* Y EL CAMBIO CLIMÁTICO (Historias sobre el Cambio Climático)

Al ver el Señor que la maldad del ser humano en la tierra era muy grande, y que todos sus pensamientos tendían siempre hacia el mal, se arrepintió de haber hecho al ser humano en la tierra, y le dolió en el corazón. Entonces dijo: «Voy a borrar de la tierra al ser humano que he creado. Y haré lo mismo con los animales, los reptiles y las aves del cielo. ¡Me arrepiento de haberlos creado!» Pero Noé contaba con el favor del Señor.”

Génesis 6: 5-8.

Qué suerte la de Noé; ya se sabe: más vale caer en gracia que ser gracioso. Fuera de bromas, la del Arca de Noé es una historia verdaderamente fascinante, y muy actual, si se consideran las predicciones de los científicos en relación al cambio climático. Por cierto, ¿las conoces?

A continuación incluyo un breve relato que trata sobre todo esto.

El Arca de Noé (1846), del pintor americano Edward Hicks.

CASTIGO DIVINO

Los científicos predijeron que, antes del fin del siglo XXI, la temperatura media del planeta subiría entre 2°C y 6°C; que llovería más en las zonas cercanas a los círculos polares y se intensificarían las sequías en los trópicos y el ecuador; que el clima se volvería más severo en general; que el agua de los océanos se acidificaría; que las corrientes oceánicas cambiarían; y que el nivel del mar podría subir hasta medio metro. Nadie quiso creer estas predicciones, excepto Noé, que empezó a construir su Arca.


Reconozco que Castigo divino no es buen relato, pero encierra una idea original, tiene potencial. Quizá debería ser un relato más bien largo en vez de corto, pero… (podría incluir aquí un millón de excusas, pero me las ahorro y te invito a seguir leyendo).

Cada vez que participo en una competición literaria en la que se pueden presentar un máximo de dos relatos, me gusta preparar uno corto y otro largo, para así practicar ambos tipos de escritura. En el caso de la competición organizada por la editorial Zenda sobre el cambio climático, ya he presentado un relato largo, y un relato corto muy adecuado habría sido el incluido en esta entrada del blog; lástima que ya esté publicado. Otro relato corto que se me ha ocurrido es el siguiente. Quizá no sea muy adecuado, pero después de hacer todo el esfuerzo por participar en una competición que no voy a ganar, creo que tengo al menos derecho a divertirme un poco.

Espero que te guste.

Libertad García -Villada

* Y EL CAMBIO CLIMÁTICO

Vendieron la idea de que no ocurriría. Pero ocurrió. El calentamiento global causado por la contaminación derivó en un cataclismo. Seguido de una guerra mundial por el control del agua potable. Seguida de un invierno nuclear. Toda forma de vida pluricelular sucumbió… ¿Toda? ¡No! Una aldea poblada por irreductibles galos resiste, todavía y como siempre, al invasor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.